Copa Centenario: Pingüino forzó los penales pero Luz y Fuerza alcanzó el pase a Cuartos

El Naranja empezó en ventaja y a dos minutos del final le volvió a igualar a Luz y Fuerza pero se quedó con las manos vacías por la atajada final de Maximiliano Trepatt que le otorgó la clasificación a los de Katu Suárez. Partidazo en el “Malvinas Argentinas”.

Un gran rendimiento, sobre todo en el primer tiempo, le permitió a Pingüino disputarle el partido correspondiente a Octavos de Final de la Copa Centenario al dominador del fútbol de salón local, Luz y Fuerza, que en el complemento puso en jaque a un estupendo Fabián González, una de las claves del Naranja para sostenerse en partido hasta el final.

En la pista del Polideportivo “Malvinas Argentinas”, el elenco de Pablo Urrea salió a buscar el balón bien arriba para dificultar los circuitos del Eléctrico pero además combinó varias posibilidades de gol, encabezadas en su mayoría por el armador Joaquín Godoy, una de las claves en el andamiaje naranja; no solo por su ímpetu para elaborar y arremeter contra el arco del “Gringo” Edgardo Alegre sino para contener al hombre más peligroso del rival, Willy Villarroel.

Ezequiel Visic fue otro de los puntos altos de Pingüino.

Godoy, respaldado por una eficiente labor en bloque del Naranja, tuvo dos disparos de media distancia que pusieron en jaque a Luz y Fuerza, y en un rebote tras un despeje a medias de Maxi Ferreyra, el ex-Real Madrid se escapó a la carrera para fulminar a Alegre en el 1-0.

Después de la medianía de la primera parte Luz y Fuerza se encarriló y le dio opciones a Villarroel, quien se manejó más cómodo cuando le cambiaron la marca y tuvo tres oportunidades frente al arco de Fabián González: la primera la sacó el arquero con uno de sus pies tras una primera gambeta del pivote, la segunda golpeó el palo a través de un zurdazo y la tercera se perdió por arriba del travesaño.

Pero antes del cierre de la parte inicial, un tiro libre ejecutado por Ezequiel Pereyra derivó para Jorge Fresia recostado por el borde izquierdo del área y salió hacia Villarroel, quien empató al conectar esa pelota que se metió con suspenso por un leve roce en González.

Villarroel contra la marca de Ángel Bogao en el primer tiempo.

El segundo tiempo decantó a favor de Luz y Fuerza (sin Villarroel promediando el complemento por una lesión en el tobillo derecho), que llegó con mayor facilidad a una defensa desarticulada de Pingüino pero se topó con una gigante actuación de Fabián González, el gran responsable de mantener en partido al Naranja en los momentos más complicados. El arquero voló de palo a palo y evitó varias situaciones claras de gol, pero una mano en el área de Ezequiel Visic tras un tiro de Jorge Fresia le permitió a Pereyra, de penal, colocar el 2-1.

A ocho minutos del final, Pingüino intentó recuperar lo mostrado en el primer tiempo y en una pelota aérea inédita apareció el goleador Luciano Obiol para definir ante el salto de Maxi Trepatt en una dividida que mandó a guardar el pivote casi por debajo del arquero cuando solo restaban dos para el final.

El empate transformó la definición en una tanda de penales donde acertaron Pereyra, Godoy, Hugo Pérez, Urrea y Mansilla. Y en el último, Ángel Bogao no pudo frente al propio Trepatt (ex-Pingüino), quien le dio la clasificación a los dirigidos por Katu Suárez.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *