La Selección de Río Grande jugó el segundo clásico ante Ushuaia con indumentaria prestada

En condición de local, el seleccionado riograndense debió utilizar camisetas cedidas por el club Hor-Val para disputar el segundo amistoso contra Ushuaia.

Este sábado, en la continuidad de la serie amistosa frente a la selección de Ushuaia, el conjunto de Río Grande sorprendió y saltó a la cancha con la indumentaria del club local Hor-Val, que prestó su tradicional camiseta roja y negra a bastones horizontales, a la Federación Fueguina de Fútbol de Salón.

Pese a contar con todas las comodidades de la localía, Río Grande no lució como correspondía durante el segundo amistoso contra Ushuaia, en el histórico clásico fueguino, y dicha situación llamó la atención del público en el gimnasio Jorge Muriel.

El viernes por la noche, el anfitrión utilizó una camiseta blanca, con la leyenda “Selección Río Grande” en el pecho.

Las camisetas que utilizó Río Grande, el viernes por la noche, en el primer clásico.

La FFF está a la espera de que arribe la nueva indumentaria. El resto de la vestimenta fue regalada a los propios jugadores ,y en otros casos algunas prendas de los restantes juegos de camisetas tienen detalles (rasgaduras, por ejemplo), por lo cual tampoco están en condiciones.

El año pasado se dejó de utilizar una camiseta blanca que registraba seis años de uso (2012 a 2018), la cual fue obsequiada a los jugadores de la selección mayor por el ascenso en el Torneo Argentino “B”. Ese modelo también fue adquirido en 2012 en color negro y continúa en uso para los arqueros.

Las camisetas negras de los arqueros fueron compradas en el 2012.

Una situación similar a la del sábado se observó durante el Torneo Provincial de Selecciones de Santa Cruz, donde el conjunto riograndense utilizó las camisetas de otro club local, Jowen. En ese caso, la cercanía horaria entre los partidos, y el hecho de haber llevado dos equipos para participar, no dejó demasiadas opciones al tener que contar con, al menos, cuatro juegos de camisetas.

Pero, en casa, la situación debería ser diferente, teniendo en cuenta, además, que el clásico con Ushuaia tiene luz propia e impulsa siempre al crecimiento de la disciplina.

Puede parecer un detalle menor, pero una selección histórica como Río Grande merece estar a la altura de las circunstancias; más aún, a escasos días de marcar el regreso al Torneo Argentino “A” de Selecciones. En una situación tan evidente, lo positivo fue la predisposición de las instituciones Hor-Val y Jowen para contrarrestar la falencia.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *