Río Grande consiguió el ascenso y volverá a la élite después de casi seis años

La Selección de Río Grande dio vuelta un partido durísimo, le ganó 4-3 a Puerto Madryn y logró el objetivo del ascenso en el Juan Bautista Rocha de Río Gallegos. Este sábado chocará con Esquel por el título.

Fotos: Fotografías Sandra Cárdenas

Se terminó la tensa espera para todo el futsal riograndense: la Selección estuvo a la altura en el Argentino B Zona Sur y selló su retorno a la máxima categoría, el Argentino A, donde volverá a probarse con los mejores del país.

Por una de las semifinales del certamen, el rival fue Puerto Madryn, con el que había igualado en cuatro tantos, en la Zona B de la primera ronda.

Como casi de costumbre en este Argentino B, Río Grande comenzó arriba en sólo dos minutos, con un gol de Jorge Fresia, pero Juan Carlos Fierro, el más peligroso del equipo chubutense, aportó un doblete y Madryn pasó al frente.

No obstante, el cumplidor Gabriel Cejas apareció desde el banco de suplentes y, a 4′ del final, colocó una nueva igualdad antes del descanso.

A los 7 minutos de la segunda etapa, Lucas Ortíz puso otra vez en ventaja a Madryn, pero en una ráfaga de 50 segundos, a los 15′, surgió Lucas Vera por duplicado y dejó a Río Grande 4-3 arriba.

El elenco dirigido por Juan Sánchez y Pedro García resistió sobre el final, selló el ascenso y, este sábado, jugará la final desde las 21:00, frente a Esquel, que dejó en el camino al local Río Gallegos, por 3 a 2.

Casi seis años esperó Río Grande para abandonar la segunda categoría, en la que disputó tres ediciones: 2015 (cuartos de final), 2017 (primera ronda) y el presente certamen.

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *