Río Grande puso en jaque al último subcampeón pero cayó sobre el final

En un gran estreno, la selección riograndense perdió 5-4 con Comodoro Rivadavia, por el Grupo B del Torneo Argentino “A” de Selecciones Mayores, en Río Turbio. Este lunes jugará ante Tucumán.

Fotos y texto: Hernán Romero

Más allá del resultado final, Río Grande demostró que estuvo a la altura en su estreno en el Argentino A de Selecciones Mayores Cuenca Carbonifera 2019. En el segundo partido de la primera jornada, en el Polideportivo Municipal Lucas Moussou de Río Turbio, la selección de Río Grande cayó 5 a 4 ante Comodoro Rivadavia, por la primera fecha de la Zona B, en un encuentro infartante que tuvo el final menos esperado para los fueguinos.

Río Grande estuvo siempre arriba en el marcador por el penal ejecutado por Patricio Guerrero, el doblete de Gabriel Cejas, y el fantástico tiro libre de Lucas Vera al palo del arquero, pero se le escapó en el minuto y medio final, y cayó 5 a 4 ante los chubutenses dirigidos por Miguel Schlebusch.


Como al inicio de la presente nota, Río Grande en su vuelta a la élite nacional de selecciones mostró personalidad, soltura y mucho recambio para sostener la intensidad rival y jugar con la desesperación de Comodoro, manejando el resultado en todo momento.
Tras una llegada clara de los verdes, llegó una mano de Diego Vargas dentro del área que los árbitros pitaron, para la ejecución de Patricio Guerrero y la apertura del marcador para Grande.
Fueron buenos minutos del elenco fueguino, que manejó la pelota durante algunos momentos, y tuvo chances de contragolpe aprovechando la falta de precisión de su rival.
Gabriel Ramírez y Nicolás Fernández entraron muy sueltos junto al tándem Fresia-Pereyra, en tanto que Maximiliano Trepatt se mostró firme bajo los tres palos y sería importante en el complemento, con muy buenas apariciones.


Luego, con el ingreso de Gabriel Sánchez y Lucas Vera el equipo trató de encontrar mayor profundidad, pero llegó el empate de Luciano Vargas, corriendo en contragolpe por el centro, a los diez minutos. La partida fue muy táctica, con Comodoro Rivadavia inclinando la cancha con la paciencia de Pelé Núñez, la velocidad de Matías Rima y Luciano Vargas, y buscando pases entre líneas al pivot Diego Vargas, aunque Jorge Fresia tuvo en sus pies dos salidas rápidas de contragolpe, ambas desviadas y la más peligrosa, robando al poste y buscando eludir la salida de Daniel Almonacid.
El desgaste de Comodoro, y la espera agazapada de Río Grande, fueron decisivos para que a dos minutos del final un balón largo del arquero de Comodoro quede en el pecho de Pereyra, pase a la banda derecha de Jonatan Salazar a Gaby Cejas, y el 2-1 para el equipo dirigido por Juan Sánchez y Titi García.


El entretiempo finalizó de esa manera, y en el complemento, pese a algunos buenos momentos de Comodoro, el elenco de Tierra del Fuego se mantuvo cerrado en los últimos metros y salió de contragolpe con mucha determinación, especialmente con Gaby Sánchez, y para que Gabriel Cejas nuevamente ponga la ventaja tras el empate parcial de Matías Cárcamo de penal.
Pasada la mitad del complemento, Lucas Vera de tiro libre, fue muy astuto para definir al palo del arquero, y dejar sin opciones al Pingüino Almonacid. Era el 4-2 y el golpe que podía ser de knock-out, más aún tras un par de contras de Río Grande con un equipo chubutense mal parado y arriesgando todo para descontar, pero en el palo por palo, Comodoro estuvo despierto y descontó con gol de Julián Bahamonde.
El cierre fue de mucha defensa de Río Grande, y Comodoro ya con menos ideas, hasta que a un minuto y medio del final la zona del medio encontró a Brian Vega picándola ante la buena salida de Trepatt, para el empate 4 a 4.
Era buen negocio también pensando en lo que vendrá, pero los chubutenses dominaron la pelota en los últimos metros y en una arremetida del juvenil Tiago Colivoro, llegó el quinto tanto que le dio el triunfo a los de Schlebusch.
El balance del estreno de Río Grande es más que positivo, por saber manejar el resultado durante gran parte del encuentro ante un equipo experimentado, por saber cuando manejar los tiempos y cuando buscar velocidad de transición, y por tener gran parte de su plantel en condiciones de afrontar una exigencia de este nivel.
Río Grande le causó un gran problema al último subcampeón del Argentino A, y jugando así seguirá causando problemas en los próximos días.

RESULTADOS – PRIMERA FECHA

GRUPO A

Cuenca Carbonífera 4 – 1 Rosario

Esquel 2 – 2 Sáenz Peña

GRUPO B

Río Grande 4 – 5 Comodoro Rivadavia

Tucumán 5 – 2 Gualeguaychú

GRUPO C

Metropolitana 4 – 3 Formosa

Mendoza 5 – 0 Ushuaia

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *